Club de fútbol lésbico expulsado de la liga tras besarse dos jugadoras

Club de fútbol lésbico expulsado de la liga tras besarse dos jugadorasUn juez ecuatoriano anuló la sanción por la que un equipo de fútbol de lesbianas fue expulsado de un campeonato barrial en Quito tras besarse en público para celebrar un gol, acto que los directivos del torneo consideraron obsceno.

El episodio que originó el castigo ocurrió en julio de 2009 en la cancha de La Floresta, un barrio obrero del noreste de Quito donde se disputa un torneo femenino que desde 2005 tiene entre sus animadores al club Guipúzcoa, integrado por 22 futbolistas amateur, en su mayoría lesbianas.

Las jugadoras denunciaron el caso ante el Tribunal Cuarto de Garantías Penales, que resolvió a su favor, pero ellas temen poner en riesgo su integridad si vuelven a jugar en esta Liga.

‘El juez se pronunció a favor del equipo Guipúzcoa, pero en la parte resolutiva no mencionó nada de la reparación de derechos ni nada del tema de protección. Entendemos que con esas condicionestodavía no podemos jugar’, dijo en una entrevista a Efe Karen Barba, la presidenta del club.

Además, remarcó que, a su criterio, ahora mismo, existe toda una campaña de ‘odio y repudio’ contra ellas, por parte de los directivos de la Liga la Floresta, quienes han apelado la sentencia.

El abogado de la Liga, Félix Zambrano, argumentó que el fallo del juez es ‘erróneo’ porque parte de la base de que las jugadoras han sido expulsadas por su orientación sexual, mientras que han sido suspendidas por tener un comportamiento que atenta ‘contra la moral y las buenas costumbres’, contrario a los estamentos de la Liga.

Por su parte, las jugadoras del Guipúzcoa piensan que susderechos han sido violados  sistemáticamente por los directivos de esta competición y, por eso, han salido a las calles quiteñas para reivindicar su condición sexual.

Al ritmo de un silbato y unos tambores, con las caras pintadas como si fueran guerreras, han querido parodiar el ‘fútbol competitivo y agresivo de los hombres’, dijo la creadora de la coreografía, Cayetana Salau, quien añadió que este acto también sirve para reclamar el ‘fútbol afectuoso, lésbico y femenino’.

Barba enfatizó que el caso de la Liga de la Floresta es sólo la punta del iceberg de lo que les sucede a las lesbianas en el espacio público ecuatoriano.

‘Hemos confrontado varios tipos de problemas, desde alquilar un departamento o en la salud, porque los médicos no están capacitados para atender mujeres lesbianas’, dijo con tristeza Barba.

La jugadora Ani Barragán expuso que la discriminación hacia el colectivo lésbico se debe a la falta de información y educación, así como por la fuerza de la iglesia y de una sociedad patriarcal y machista que ‘ejercen una violencia y una presión diaria contra las mujeres y en especial contra las lesbianas’.

Publicado por Herminia L

(Visited 22 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *